Día 3 – ¡HOY COMEMOS FONDUE!

FondueSin duda alguna la fondue de queso es el plato típico de la cocina suiza más conocido. Para su preparación se utiliza un caquelon (una olla normalmente de barro cocido o hierro con un fondo de buen espesor para evitar que el queso se queme), un réchaud (una estructura de hierro fundido que distribuye el calor) y un quemador donde se coloca la “brennpaste”, un combustible en forma de pasta que mantiene el queso fundido en la mesa mientras se come.

El ingrediente principal es, como no, el queso. El tipo de queso que se utiliza varía según la región, pero una de las mezclas más habituales se conoce como “moitié-moitié” y se añade mitad de queso Vacherin y mitad de Gruyère. El queso mezclado con vino blanco se calienta en el caquelon en los fuegos o vitrocerámica con movimientos en forma de 8. Se utiliza maicena para dar más cohesión a la mezcla y se añade ajo al gusto. Por último, antes de servir en la mesa se le añade un chorrito de Kirsch, licor de cerezas, y se la añade pimienta y nuez moscada.

Normalmente se come con pan y patatas cocidas con la ayuda de unos tenedores alargados y se acompaña de pepinillos y cebolletas. En muchos lugares también la sirven con fruta, principalmente piña y pera.

Se trata de un plato muy divertido, ya que se come en grupo entorno a la fondue, pero ¡cuidado!, si el trocito de pan se queda en la mezcla, ¡te toca cantar delante de todos!

Was solltest du probieren, wenn du in der Schweiz bist? Käsefondue! Für den Käseliebhaber ist der ideale Gericht, einfach zu bereiten und geeignet für teilen mit Freunden.

Enviado: 19/3/2016