SALZBURGO MUSICAL

Salzburgo y la música son dos términos que no se pueden separar fácilmente. Gran parte de la fama de la ciudad y su riqueza cultural se han producido gracias a la música y a personas, acontecimientos o figuras ligadas a ella.

Para empezar, esta es la cuidad que vio a Mozart nacer. Aquí dio sus primeros pasos en el mundo de la música de la mano de su padre, Leopold, que al ver el talento de su hijo decidió dedicarse casi exclusivamente a su educación. Pero Mozart nunca se sintió a gusto en Salzburgo. En la época, el músico Michael Haydn era el favorito de la una ciudad conservadora cuyos habitantes no entendían la música de Mozart ni su carácter rebelde. Tampoco tenía buena relación con el arzobispo de Salzburgo, hasta el punto de ser catalogado como persona non grata. Si levantara cabeza y viera que su figura es el primer reclamo turístico de la ciudad…

Mozart Haus copiaActualmente hay 3 viviendas suyas abiertas al público. La más visitada se encuentra en la Getreidergasse número 9; en ella habitó durante 26 años la familia Mozart, y allí nació Wolfrang Amadeus. Actualmente se pueden visitar las habitaciones originales y ver varios de los instrumentos tocados por el músico, como su primer violín. También se encuentran allí gran parte de los retratos del compositor.

Pero no sólo de Mozart vive Salzburgo. Muchos de nosotros conocimos sus calles, plazas y parques con la película Sonrisas y Lágrimas, rodada en esta ciudad hace ahora 50 años. Aunque la película no se estrenó en Austria, poco a poco y para sorpresa de sus habitantes, Salzburgo se fue llenando de curiosos ávidos por ver los escenarios de la trama. La ciudad se dio cuenta del tirón turístico de esta película, y comenzaron a hacerse tours a pie, en autobús, en furgoneta… Sin embargo, es curioso cómo todavía hoy la mayor parte de los austríacos no haya visto Sonrisas y Lágrimas (por lo menos nadie a quien haya preguntado).

Sonrisas y lágrimasActualmente, el mayor acontecimiento musical en la ciudad tiene lugar durante los meses de julio y agosto: son los Festpiele, un festival de música clásica que congrega la mayor concentración de visitantes de todo el año. La ciudad recibe a grandes estrellas de la música clásica que ofrecen conciertos cuyas entradas pueden llegar a costar una fortuna. También se coloca una pantalla gigante en la Residenzplatz donde se retransmiten los conciertos.

En Adviento, y a nivel más local, se celebra también en el Festpielhaus una función de adviento con teatro y coro, y durante todo el año hay teatro, ópera y ballet en el Landestheater o el Festpielhaus.

Siemens Festspiele 2011, Salzburg, Foto: Andreas Kolarik/Repolusk, 05.08.2011Además de estos grandes acontecimientos musicales, la música tiene gran presencia en la vida diaria de los salzburgueses. A diario hay conciertos, algunos de pago y otros no, casi todos los niños en el colegio aprenden uno o varios intrumentos, hay coros profesionales y amateurs…

La presencia del Mozarteum, una de las universidades de música más importantes del mundo, también enriquece mucho la vida de la ciudad. Estudiantes de música de muchísimos países hacen pruebas cada junio para entrar y educarse con los mejores profesores. También hay conciertos cada semana de alumnos de distintos cursos.

Así que si venís a Salzburgo, no os perdáis algún concierto u ópera: ¡merece la pena!